San Juan: meigas, tradiciones y hogueras

A pesar de tener el nombre de un santo cristiano, lo cierto es que la noche de San Juan se remonta a una tradición pagana muy antigua, más antigua que el Cristianismo.

Con la llegada del solsticio de verano se celebra en toda Europa la llegada de la estación estival y el apogeo del sol. Los diferentes rituales o fiestas que se realizan esta noche suelen ser similares entre ellos independientemente de la zona, se rinde culto al fuego, al agua y a la tierra, y las hogueras de San Juan son la parte más importante y el ritual más conocido y practicado: al fuego debemos de enfrentarnos para dominarlo y que nos conceda sus favores, así como su protección y purificación.

Noite de meigas

Como gallega, me dispongo a hablar un poco sobre la importancia que esta fiesta tiene en el lugar donde nací, donde cobran muchísima importancia unos seres mágicos femeninos,  similares a las brujas, que aquí denominamos «meigas». Las meigas, se diferencian de las brujas en que, estas últimas actúan con maldad, mientras que las meigas también pueden ser curanderas y videntes que ayudan a la gente. De hecho, hay varios tipos de meigas:  feiticeira, cartuxeira, aureana… Incluso hay muchos testimonios de meigas reales (todavía hay en la actualidad).

Meigas reales: María Soliño

Una de las más conocidas fue María Soliño, quien fue capturada y torturada en Santiago de Compostela hasta que confesó llevar más de dos décadas practicando «la brujería». Lo cierto es que, fuera meiga o no, el hecho de ser una mujer viuda y con posesiones se cree que fue la causa de la mayoría de las acusaciones que recibió.

Estatua de María Soliño (Soliña)

Lo cierto es que las meigas son tan importantes que no sólo son famosas en la noche de San Juan, aunque en ésta están más presentes, durante todo el año hay consciencia de la existencia de estas mujeres en Galicia, que por algo también recibe el nombre de «terra meiga».

«Habelas, hailas” famoso dicho gallego sobre estos seres, las meigas, en la noche del 23 al 24 de junio hacemos lo posible por contemplarlas, procurando invocar al bien y alejar al mal, y deseando que los buenos conjuros nos ayuden hasta el siguiente 23 de junio.

Por eso, en Galicia, la noche de San Juan es conocida como “noite meiga” (noche de brujas) o «noite máxica» (noche mágica): una noche, junto con la del 31 de diciembre (San Silvestre), en la que meigas, trasnos y demás seres mágicos campan a sus anchas. Es una celebración llena de magia,  acompañada de diversos rituales, el más conocido: la hoguera de San Juan.

Ritos y tradiciones de San Juan

Ritos y tradiciones, creencias y supersticiones se mezclan. Cuentan las leyendas que, cuando se pone el sol que alumbra el día del 23 de junio, las “lareiras” de las brujas se convierten en improvisados laboratorios donde potes y ungüentos se mezclan en combinados conjuros y como preámbulo de su vuelo nocturno. Pero también hay otras meigas que deciden recibir el solsticio al amparo de los montes, en una barca que surca el mar o en alguna cueva. Es por eso que hasta en el lugar más recóndito de Galicia se enciende una hoguera como símbolo purificador y protector.

En Galicia es tradición saltar la hoguera al grito de «meigas fóra» (brujas fuera) para expulsar así los posibles males de ojo. Es alrededor de la hoguera donde se produce casi toda la fiesta; en torno al fuego, se canta, se baila, se come y se bebe con el fin de ahuyentar a los malos espíritus.

Hierba de San Juan y queimada

Aquí podríamos también hablar de la tradición de la bebida que se hace en Galicia en la noche de San Juan «a queimada» que, por supuesto, va acompañada de su respectivo conjuro.

También es típico reunir diferentes hierbas y flores: rosas, saúco, hinojo, torvisco, palitroques, hierba de San Juan, cardos etc, y en algunos casos echarlas a un caldero con agua con la que posteriormente se lavarán las manos y la cara; o incluso lágrimas cara a medianoche en una fuente, riachuelo o el mar; frotarse la piel con el rocío de la mañana; echar sal por encima de los tejados…, todos estos rituales como diferentes formas de buscar la protección mágica.

Fátima

...

No hay comentarios

Dejar un comentario

Tu email no será publicado